5 verdades sobre el VIH

El VIH es el Virus de Inmunodeficiencia Humana que como retrovirus afecta al sistema inmunitario de la persona que está infectada con el mismo. En torno al VIH y el sida , que es el estadio de enfermedad avanzado provocado por la presencia y la acción del virus, existen muchas dudas, y desinformación, por miedo y por desconocimiento.

Desde compartirmomentos queremos desmitificar los prejuicios y miedos que existen en torno a la infección por VIH trabajando desde la concienciación, la información y la prevención del virus y desde la óptica de una sociedad que convive con las personas con VIH, trabajando en pro de la integración de las mismas.

Igualmente, queremos acabar con los falsos mitos sobre el virus. Quizás estas dudas podemos ayudar a resolvértelas en los siguientes cinco apartados:

1. VIH no es lo mismo que el sida

Es importante diferenciarlo. El VIH es el virus causante de la infección y es el que afecta al sistema inmunológico, el VIH ataca y destruye los linfocitos CD4, que son un tipo de células que forman parte del sistema inmune y que se encargan de la fabricación de anticuerpos para combatir las infecciones causadas por estos agentes externos haciendo que las defensas de quien es portador del virus sean vulnerables, provocando que la persona que lo sufre tenga más probabilidades de contraer otras infecciones o de desarrollar enfermedades relacionadas con el VIH, conocidas como enfermedades oportunistas.

Cuando no se detecta el virus, y este se replica en el organismo, va afectando poco a poco nuestro sistema inmunológico, que no es capaz de hacer frente a las enfermedades oportunistas o neoplasias que aparecen, y es entonces es cuando la persona afectada está realmente enferma y hablamos de sida

Por suerte, actualmente el virus se controla antes de llegar al estadio de sida y se impide su replicación gracias a los avances científicos y los tratamientos actuales.

2. El VIH no es solo de homosexuales

pareja_curiosa

En ocasiones alguien te habrá contado que el VIH o el sida es una infección y una enfermedad exclusiva del colectivo homosexual, en concreto entre los hombres que tienen sexo con otros hombres. Esto es falso.

Lejos de esa tesis, el VIH, afecta tanto a hombres como a mujeres, y principalmente por mantener relaciones sexuales sin protección, pero también existen infecciones entre usuarios de drogas inyectables y entre el personal sanitario que de forma accidental puede infectarse por accidentes o manipulaciones con muestras o materiales que contienen el virus.

En recientes estudios, como la encuesta hospitalaria de pacientes con infección por VIH, demuestran que las infecciones se producen en todos los colectivos de personas tanto heterosexuales, como homosexuales y usuarios de drogas inyectables. Lo que si muestra la encuesta es que es que la infección por VIH es más frecuente en hombres que en mujeres.

3. El VIH no se contagia por la saliva

PARA VER ESTE CONTENIDO DEBE HABILITAR LAS COOKIES

Comer del mismo plato, beber del mismo vaso, besarse en la mejilla, en la boca, tocar, acariciar, usar el mismo tenedor o cubierto, son acciones cotidianas que podemos hacer sin ningún miedo a infectarnos por VIH. Tanto si sabemos que estamos con una persona que convive con el virus como si no lo sabemos, estos no son motivos para el contagio.

En la trasmisión de virus del VIH se necesitan tres condiciones, que son: existencia del virus, un fluido con capacidad de transmisión como son la sangre, el semen, el flujo vaginal y la lecha materna (de mayor a menor capacidad de infección). Su presencia en la orina, el sudor, las lágrimas o la saliva no tienen capacidad de infección.

4. Una mujer con VIH puede tener hijos libres de VIH

Embarazada

La ciencia avanza y da soluciones a situaciones que hace tiempo parecían impensables. La transmisión vertical de madre a hijo es uno de los retos que los científicos y los médicos han resuelto, y hoy por hoy es posible que una madre con VIH pueda dar a luz a bebés libres de VIH.

Tan solo con seguir las indicaciones médicas, una mujer embarazada con VIH puede evitar transmitirlo a sus hijos. Protocolariamente, al menos en España, todos los embarazos controlados sugieren o realizan esta prueba como control rutinario. Y es importante que las mujeres embarazadas se realicen la prueba del VIH.

5. Un mosquito no puede transmitir el VIH

mosquito

Las picaduras de insectos no tienen capacidad infecciosa para el VIH. Aunque si ocurre con otras infecciones y virus como la malaria o el dengue, entre otras, el VIH no es un virus que pueda ser transmitido a través de esta vía.

Tampoco los animales domésticos que poseen otras infecciones de carácter inmunológico pueden transmitirnos el virus. El VIH como su propio nombre indica es una infección exclusiva de los seres humanos.

Esperamos que con estos pequeños apuntes sirven para resolver dudas que en el día a día seguro que alguna vez te han surgido o que ayuden a desmontar falsos mitos que circulan en torno al VIH.

Si te ha gustado el contenido compártelo y ayúdanos a difundir y concienciar sobre el VIH. ¡Vamos a compartir momentos!

 


Entradas relacionadas